Marketing

6 consejos para definir un logotipo de marca exitoso

Un logo, logotipo es aquel diseño que representa una marca y por el cual el público va a identificar tu producto y/o servicio en medio de tantos otros.

Haciendo un recorrido rápido por la historia de la publicidad, vemos como algunas marcas han triunfado por sobresalir precisamente en este aspecto. Como verás, es algo que no tiene por qué ser secundario y tampoco debe ser algo muy complejo.

6 consejos para hacer de tu logotipo un éxito rotundo


A la hora de realizar un logo o de evaluar el trabajo de un diseñador, es importante conocer la base de esta parte de la publicidad. El logo es la manera de identificar una empresa, es como un carácter o una letra más de nuestro alfabeto que designa a una marca. 

El objetivo del logotipo es conectar a la gente con la marca. No existen reglas para crear un buen logotipo, pero sin duda, estos 6 consejos te ayudarán a conseguir el mejor logotipo para tu empresa:

Cuenta con un profesional

Para acometer la creación de estas señas de identidad, es importante contar con un diseñador. Tras la creación de un logo, existe un trabajo extenso de investigación. Un desarrollo que parte de presupuestos teóricos de diseño y de psicología, envolviendo semiótica, color, composición, concepto, entre otras cosas.  Este tipo de profesionales se adecúan a la marca y se toman cada empresa como un reto separado. 

Cada vez son más las empresas que recurren a diseñadores de logos freelance. Utilizar este formato de profesionales nos proporciona diferentes ventajas que podremos disfrutar desde el minuto uno. Por un lado, podremos elegir un profesional distinto para cada ocasión, explorando así las posibilidades artísticas de nuestra imagen. Por otro lado, será un gasto puntual que podremos asumir, a diferencia de tener que contar con un profesional de este tipo en nómina mensualmente.

Además, el propósito de un buen logotipo es que conecte con nuestro público, por lo que hay que pensar como uno de ellos, y esto es más fácil cumplirlo desde la perspectiva del autónomo.

Menos es más


Es el mejor alegato jamás creado a favor de la simplicidad y que han seguido con devoción algunas de las marcas más conocidas. Esto tiene algunas virtudes. Para empezar, un logo es más fácil de recordar cuanto más sencillo sea. A veces, si es rebuscado y barroco, corre peligro de que sea confundido con otro o de que las personas no recuerden la marca a la que pertenecía. En el caso de los logotipos simples, estas amenazas se disipan. Además, también será más fácil y barato reproducir el logo en otros formatos como camisetas o merchandising.

La simplicidad tiene dos variantes muy comunes en los logos:

  • Por un lado, están los logotipos que representan una figura abstracta de forma sencilla y memorable. Imaginemos, por ejemplo, que una empresa posee una letra A como emblema. Muchas personas serán capaces de reconocer la figura cuando la vean en un cartel, en un uniforme o en una servilleta. 
  • Por el contrario, tenemos a las marcas con logos simples en el trazo y aún más sencillos en el significado. Si una empresa comercializa plátanos y su logo es un plátano, no hay mucho más que pensar. Dicha marca raramente será confundida.

Calidad, simetría y formas

A pesar de que muchos consideran que las buenas proporciones son solo un canon creado por las personas, lo cierto es que existen.

El cerebro valora positivamente cuando una forma que se le presenta es simétrica. Le parece agradable percibir figuras que son formalmente perfectas. Se trata de figuras geométricas, líneas curvas y otros patrones que nuestro cerebro cree bien estructurados. 

Ante dos logos de diseño similar, nuestro cerebro preferirá aquel que presente las formas y proporciones más canónicas. Esto es un elemento clave a la hora de diseñar, ya que ante cualquier duda estilística es bueno plantearse qué opción es más exacta. Los trazos influyen mucho, por lo que recomendamos siempre ser perseverante en la búsqueda de la perfección de las proporciones.

La importancia de la paleta de colores


El color es un elemento muy importante de la psicología actual. Algunos especialistas aseguran que las tonalidades pueden afectar al estado de ánimo puntual o general de las personas. Esto es debido a que culturalmente se asocian con diferentes elementos y circunstancias. 

El amarillo puede ser un color vinculado con el lujo y el derroche, pero también un color activo que implica movimiento y atención.

Teniendo estas premisas en mente, es importante que nos informemos sobre los significados que el gran público aporta a cada color. Aunque esto pueda suceder en muchos casos de forma involuntaria, será muy útil para definir el color del logo

A partir de este color corporativo se pueden crear diferentes piezas y productos con el logo y los colores que sirvan para captar al cliente.

Varios formatos, mejor que uno


Nunca sabemos en qué formatos podemos llegar a exhibir estas creaciones, por lo que es mejor guardarlo todo en varios. 

Probar con distintas alternativas y con variadas combinaciones de colores sirve para poder aprovechar estas versiones en futuros casos. Es posible que con el tiempo sea necesario estampar un logo en una camiseta, por ejemplo. Debemos contar con varias versiones del mismo logo que nos permitan adaptarlo al fondo de la camiseta, en este caso, un color distinto a blanco, negro o neutro.

Lo mismo ocurre con los propios formatos a nivel informático. No es lo mismo un formato de software de diseño que permite modificarse luego que un JPEG que ni siquiera tiene fondo libre

Diseños atemporales

A la hora de diseñar un logo, es importante tener en cuenta que será la puerta de entrada a la mente del consumidor. Será lo primero que vea de nosotros. No podemos modificarlo muy a menudo, puesto que perderíamos la posición de privilegio que ya tenemos en la mente de los usuarios que recuerdan el logo. En eso consiste la atemporalidad, así como en no caer en modas muy pasajeras que pueden hacernos perder mucho a las empresas. 

El logo debe ser único y no recordar a otros, especialmente si estos son de la misma rama. 

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *







Subir