Influencers

¿Cómo ha cambiado el marketing con influencers en 2019?

A lo largo de este año hemos ido viendo como el marketing con influencers se iba consolidando y entrando en su fase de madurez. Los responsables de marketing ya no ven este tipo de estrategias como la panacea y cada vez buscan la mejor manera de obtener un beneficio más claro antes de que la burbuja termine pinchándose o que tengan que reinventar el mercado para adaptarlo a los nuevos tiempos.

Un reciente estudio llevado a cabo por Klear Research, que ha analizado la actividad de los influencers en Instagram en 2019, ha extraído conclusiones muy interesantes que han ayudado a dirigir la estrategia de las empresas en marketing con influencers en el último año.

Las campañas con influencers han aumentado en un 48%

Aunque las campañas con influencers han sido duramente criticada, lo cierto es que no solo no han dejado de crecer en 2019, sino que además aumentaron en un 48%. Eso sí, hay que tener en cuenta que son solamente aquellas que han podido identificarse con la etiqueta #ad, que no utilizan todos los influencers. La cantidad de posts etiquetados durante el año con ese hashtag superaron los 3 millones. Con lo cual, son muchas más las campañas que se habrían puesto en marca.

La moda, el turismo y el deporte: los sectores que más lo utilizan

Las marcas parecen haber entendido que hay determinados sectores que encajan especialmente con el marketing con influencers. En este sentido, las industrias que lideran el ranking son la moda, los viajes y el fitness, que representan un 16% del total, superando a los sectores de la alimentación, la belleza y el arte.

El perfil es de mujeres millennials con microcuentas

El 84% de los posts patrocinados fueron creados por mujeres, mientras que solamente u 16% fueron realizados por hombres. Además, la mitad de ellas son millennials de entre 25 y 34 años, seguidas por un 31% de mujeres de 18 a 24 años. También hay que destacar que aquellos perfiles que tienen más tirón en el mercado publicitario son los micro-influencers, es decir, los que mueven entre 5.000 y 30.000 seguidores. Son los que tienen más demanda entre las marcas pero también los que logran mejores datos de engagement.

La monetización de las stories

El trabajo de los influencers va en aumento en lo que tiene que ver con los soportes utilizados. Y es que ya no solamente se venden actualizaciones públicas y para el feed, sino que también se rentabilizan las stories.

La tasa de adopción de las stories entre los influencers creció en casi un 20%. Si en 2019 se publicaban una media de tres stories diarias, ahora la cifra se ha incrementado hasta el 3,6. Una creciente actividad que ha marcado cómo realizan sus campañas. Así pues, las stories de Instagram se han convertido en una pieza clave de sus campañas. Algo que es especialmente importante en ciertos sectores como la belleza, la moda y la alimentación

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *







Subir