Marketing

El gran desafío de la industria del tabaco

Cigarrillo Electronico

Realmente, dejar el humo podría tener un impacto positivo en nuestra vida social y relaciones personales. Sin embargo, todavía existen muchas personas que no tienen la información necesaria para hacer el cambio a estas nuevos productos libre de humo, siendo muchos los que estarían probablemente dispuestos a cambiar a productos alternativos si supiesen diferenciar las ventajas y características de estos productos en comparación con los cigarrillos.

RESEARCH BOX

¿Cuál te suena mejor?

El cigarrillo electrónico es un dispositivo con batería que no contiene tabaco sino una solución a base de nicotina que se vaporiza y no produce humo. Existe una variedad en diseño y tecnología, esta modalidad de fumar se ha convertido en una moda que bien debe ser sustentada con evidencia científica a lo cual existen muchas preguntas y pocas respuestas.

En definitiva, el hábito de fumar genera una sensación de placer al liberar una cantidad de dopamina. Esta sensación placentera hace más difícil la decisión de dejar de fumar y por ello, las alternativas al cigarrillo seguirán siendo una opción que, si bien no son libres de riesgo, representan un menor riesgo de daño para su salud.

Dicho esto, la información sobre estas opciones no es simplemente necesaria por saciar la curiosidad, sino que es vital para ayudar a millones de personas alrededor del mundo a tomar decisiones informadas. El acceso a la información es el gran desafío de la industria del vapor.

RENOVARSE O MORIR 

La manera de reinventarse de este sector sometido a una estricta regulación, una alta presión fiscal y que tiene prohibido hacer publicidad de sus productos, ha sido huir del humo que genera la combustión del cigarrillo, puesto que es el componente que más daño causa a los fumadores. 

Tanto es así que muchas multinacionales tabacaleras están potenciando en mayor o menor medida estos productos mediante grandes inversiones en tecnología y equipos de investigación para asegurar que todas estas opciones, entre las que se encuentran los cigarrillos electrónicos, los vapeadores o los productos de tabaco calentado, supongan realmente una mejor alternativa para los más de mil millones de  hombres y mujeres de que de otra manera seguirían fumando.

Se trata de una transformación hacia una industria en la que las principales compañías están invirtiendo miles de millones. Hasta la fecha, Philip Morris International (PMI) ha destinado 3.000 millones de dólares en la investigación y desarrollo de los mismos y British American Tobacco (BAT) ha invertido un billón de dólares en los últimos cinco años.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *







Subir