Marketing

Lo verde: una potente estrategia de marketing

¿Sabías que el 75% de los consumidores compran más productos que se venden como respetuosos con el medio ambiente? Por eso, se trata de una de los cuestiones que las empresas deben apoyar y con las que mostrarse sensibles. Hace algunos años, el reciclaje  y mostrarse como una empresa un poco más verde era visto como un elemento de responsabilidad corporativa, por lo que con unas cuantas actividades vistosas y algunas notas de prensa las marcas conseguían lavar su imagen. Sin embargo, los consumidores actuales son cada vez más exigentes y piden un compromiso mayor. Los consumidores quieren ver acciones reales que demuestren su compromiso con el medio ambiente todo el tiempo.

Por ejemp0lo, tras varias décadas de uso masivo del plástico, los consumidores ven cada vez con peores ojos que los productos que compran vengan envueltos con muchas capas de plástico que irán a la basura en cuando lo abran. Por eso, no es extraño que algunas empresas ya hayan eliminado el plástico de sus envases y de sus packagings. Lidl, por ejemplo, ya no usa bolsas de plástico y Mercadona está trabajando para acabar con ellas. Pero además, muchas cadenas han recuperado los productos a granel y han dedicado espacios a productos ecológicos y sostenibles en sus estanterías.

Los consumidores son más conscientes del cambio climático y de sus efectos negativos sobre el planeta, contando con una mayor conciencia medioambiental, lo que ha propiciado un cambio en los hábitos de consumo de nuestra sociedad. Los consumidores están dispuestos a pagar más por adquirir productos respetuosos con el medio y por aquellos que puedan ser reutilizados y reciclados, lo que hace que el mercado esté cada vez más receptivo a este tipo de exigencias y que las prácticas de negocio responsables hayan ido en aumento.

Así pues, los consumidores que buscan productos respetuosos no son un nicho pequeño, sino un gran porcentaje de la sociedad. Algo que no sólo ocurre en Europa, sino también en América y en Asia. Es cierto que la calidad sigue siendo uno de los factores que más peso tienen en las decisiones de compra, pero para 8 de cada 10 usuarios el hecho de que el diseño de un producto sea respetuoso con el medio ambiente es cada vez más importante.

El 72% de los consumidores afirma que está comprando este tipo de productos y el 81% de ellos prevé comprarlos aún más en los próximos 5 años. Por eso, también tienen muy claro cuáles son las peores industrias y productos en este sentido. Un 77% de ellos asegura que el plástico es el peor material para el packaging, mientras que el 55% ve el papel como un formato más respetuoso con el entorno. Por industrias, la química es el sector que los consumidores perciben de una manera más negativa. Un 25% de los consumidores considera que es la que menos se preocupa por el medio ambiente y un 72% no tienen ninguna confianza en lo que esas empresas les dicen.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *







Subir