Noticias y Actualidad

Los problemas oculares causados ​​por el teletrabajo aumentan

Son muchas las personas que eligen hoy en día trabajar desde casa. Las ventajas de optar por el teletrabajo son realmente tentadoras, pues no tienes que moverte y solo necesitas un ordenador con acceso a Internet. 

Esta modalidad de empleo se está consolidando poco a poco como el trabajo del futuro. Sin embargo, también es cierto que hay muchos aspectos a considerar para poder practicarla de manera efectiva y sin inconvenientes. No solo basta con tener un buen espacio de trabajo y una laptop, también debes tener en cuenta cuestiones asociadas a la salud

Trabajar todo el día desde casa puede llegar a ocasionar desde dolores de espalda hasta molestias en la visión. Por eso, es clave contar con recursos, como las gotas oculares, para solucionar cualquier imprevisto que se presente e impida desarrollar el trabajo con normalidad.

¿Cómo afecta a la visión el teletrabajo?

Uno de los problemas más habituales cuando empezamos a pasar muchas horas frente al ordenador es que aparezcan molestias en los ojos. Es importante no dejar pasar estas señales de alarma, pues en poco tiempo podemos llegar a sufrir alergias por el uso de lentillas o hasta cansancio ocular que dificulte la concentración. 

Entre las principales molestias que se dan en la visión a raíz del teletrabajo podemos mencionar:

Cansancio ocular

El cansancio ocular es precisamente una sensación de fatiga que se siente en los ojos por estar mucho tiempo mirando algo. En el caso del teletrabajo la vista se fija en pantallas de tablets u ordenadores y no se genera un descanso natural como sucede normalmente. Esto puede ir acompañado de dolores de cabeza o una sensación de presión detrás de los ojos.

Aunque no es algo alarmante, resulta muy importante controlarlo para no empeorar problemas de miopía por ejemplos si ya los hay. Existen actualmente desde lentes de descanso hasta almohadillas frías para relajar la vista. 

Ojos secos y ojos rojos

Estos son dos problemas más que habituales cuando se practica el teletrabajo. El efecto de los ojos secos se da por una falta de lubricación, ya sea porque naturalmente se produce poca humectación o porque se pasa mucho tiempo con los ojos fijos en una pantalla. En este caso el uso de gotas oculares suele ir a la perfección. Es importante consultar siempre a un oftalmólogo antes de optar por una en particular. 

Los ojos rojos, por otra parte, se presentan cuando se da una dilatación de pequeños vasos sanguíneos ubicados en la parte blanca del ojo. Esto suele ser consecuencia de una irritación ocular, también puede estar asociado a un exceso de tiempo teletrabajando. Puede ir acompañado de ardor y cansancio ocular.

Visión borrosa 

La visión borrosa suele aparecer cuanto mayor es el tiempo de exposición a una pantalla. Puede darse en uno o ambos ojos y se trata de una dificultad para focalizar o ver con claridad. Esto no solo para como consecuencia del teletrabajo, también se presenta cuando estamos mucho tiempo mirando el móvil o la televisión. 

Es importante que ante cualquiera de estos síntomas en la visión o en cualquier otra parte del cuerpo se haga la consulta con el profesional correspondiente. En el caso de optar por las gotas para los ojos tienes grandes beneficios, pues muchas veces se trata de soluciones muy suaves que disminuyen eficazmente el ardor y alivian la rojez. Sus efectos son inmediatos. 

Parpadear con frecuencia, reducir los tiempos de exposición a la pantalla, bajar el brillo de las pantallas y usar soluciones recetadas son algunos tips a tener en cuenta. 

No dejes pasar ninguna de estas señales que tu cuerpo te envía, actuar a tiempo es la clave para evitar problemas mayores.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *







Subir